Clausuran y multan a municipio del Istmo por tirar escombros de las viviendas dañadas por el terremoto en ríos

11 de Octubre del 2017

Oaxaca, Oax.-En Oaxaca, en la zona de desastre por el terremoto del pasado 7 de septiembre, en la región del Istmo de Tehuantepec, la Procuraduría Federal de Protección al Medio Ambiente (Profepa) clausuró de manera total temporal la Zona Federal de la ribera del “Río Los Perros” y “Las Nutrias” que se ubica en inmediaciones del Ayuntamiento de Asunción Ixtaltepec, donde indebidamente fue depositado como basurero los escombros de las viviendas dañadas por el sismo.

El delegado estatal de la dependencia Nereo García, dijo que además de la clausura se impuso una medida de seguridad a la Zona Federal de la ribera del “Río Los Perros” y de “Las Nutrias”, y una multa, independiente de que se presento una carpeta de investigación ante la Procuraduría General de la República (PGR), exigiéndose a la autoridad municipal Oscar Toral que en lo inmediato retire el escombro depositado de forma irresponsable.

Dijo que ya había existido una advertencia del gobierno federal para que los causes de los ríos de la zona del Istmo, no se utilizaran como deposito, ni basurero de escombros, planteándose que tales escombros se reciclaran.

Garcia afirma que a raíz de este hecho se ha realizado visitas de inspección en materia de impacto ambiental a otras zonas para evitar que se este utilizando indebidamente los escombros.

García precisó que en la zona del ríos de Ixtaltepec se han encontrado mas de 4 mil 783 metros cuadrados de residuos provenientes de la demolición de las edificaciones, lo que ha taponeado incluso el cause del rio.

“En la revisión que realizan nuestros inspectores en Ixtaltepec, encontramos en la ribera del “Río Los Perros” mas 16 mil183 metros cúbicos de escombros y en rio “Las Nutrias”, 3 mil 050 metros cuadrados.

Aseguró que derivado del incumplimiento a las obligaciones ambientales al no contar con la autorización correspondiente, se interpuso una denuncia penal ante la Procuraduría General de la República (PGR) a fin de que se realicen las investigaciones en contra de quien resulte responsable.

Nereo García aseguró que de no respetar la clausura impuesta por la PROFEPA se podrá imponer otra denuncia penal, por violación a la medida de seguridad.

Cabe destacar que las violaciones a la normatividad ambiental puede implicar una sanción económica de hasta 3.7 millones de pesos por cada infracción cometida.

Óscar Rodríguez